Le dieron el Cervantes, el premio Cervantes, la distinción mayor literaria de España a Fernando del Paso el año pasado y entonces muchos supieron, y muchos otros se acordaron, de que existía Fernando del Paso. Llevaba sin publicar novelas medio siglo, o así. El caso es que, corriendo los meses, con Mendoza de sucesor, en la biblioteca un tocho salióme al paso -como escribiría el propio Mendoza- y era Palinuro de México, edición lujosa y algo hortera hecha a efectos del premio, o, al menos, en sospechosa coincidencia cronológica. Saquémelo. Lo empecé a leer superando el...
0comentario(s)
Suscribirse a Fernando del Paso