Todo confuso, muy confuso. Al principio, vaya usted a saber por qué, pensé que este libro eran las memorias de un miembro de The Beach Boys. Ignoro si hay algún miembro de The Beah Boys que se apellido Wilson; ignoro si están todos vivos, todos muertos o todos sobre la tabla de surf de juguete de una residencia de ancianos. Pero, más o menos, eso era lo que yo quería leer: memorias y reflexiones doctas sobre la música pop. Al abrirlo, la biografía de Carl es poco surfera, no tan geriátrica. Vamos, que sólo es crítico musical molón y, además, canadiense. Lo de la patria del...
4comentario(s)
Suscribirse a Carl Wilson