Muchos libros menores, amores, han caído en mis manos estos días fruto de los azares del camino, de pasar por delante de las postas y los puestos, de merodear la mina de las letras, las barriadas inauditas de la literatura. Son tantos y tan buenos y tan malos y tan anodinos como podrá verse en el post coral que, sí, ya he empezado. Picoteemos. ->Virutas de taller, de Miguel d'Ors Yo los d'Ors ya no sé cuántos van, cuántos hay, cuántos escriben o firman. Miguel d'Ors es nieto de Eugenio d'Ors, y no sé si tío o algo de Pablo, nuestro cura de referencia. Me salió al paso...
5comentario(s)
Suscribirse a Adam Thirlwell